martes, 5 de mayo de 2015

GIMNASIA FACIAL Y TABLA DE EJERCICIOS

Es un método natural y terapéutico, además de estético, que elimina las tensiones faciales tonificando la musculatura facial con una mejora visible de nuestra expresión. Esta basado en el trabajo muscular altamente efectivo que consiste en ejercitar la musculatura del rostro.
Algunos ejercicios se han adaptado de la fisioterapia y se utilizan en la recuperación y fortalecimiento de musculaturas, ya que se dieron cuenta de que éstas se tonificaban y el rostro mejoraba su aspecto (efecto lifting).
Mediante estos ejercicios corregimos la flacidez y distensión (combatiendo la fuerza de la gravedad) manteniendo los músculos firmes y elásticos y recuperando su tono. 
Como se activa la circulación sanguínea, que es la que aporta los nutrientes, los cosméticos que se apliquen en el rostro se absorberán mejor y darán mayores resultados. 
Con los ejercicios se trabaja la tensión que se muestra en nuestro rostro aunque a veces no seamos conscientes de ello (las zonas más propensas son: zona frontocular, fruncir el entrecejo, tensión ocular, tensión mandibular, y tensión en la zona del cuello). 
El rostro es el espejo que muestra nuestras emociones y estados de ánimo, la alegría, tristeza, cansancio, estrés o relajación. Con estos ejercicios ganaremos serenidad y más elasticidad.
La vida hiper activa de hoy en día y el deseo de llegar a todo, las prisas continuas, facturas por pagar, trabajo estresante… acaban comprometiendo nuestra salud y descanso. 
Si el estrés se mantiene de modo prolongado baja nuestro sistema inmunitario, afecta al sistema gastrointestinal e incluso eleva la tensión arterial.
Los ejercicios combinados con auto-masajes faciales tal como utilizaron nuestros antepasados; egipcios, romanos y griegos, reforzado su efecto con ungüentos hoy en día utilizamos aceites esenciales o aromaterapia , ayudan a desbloquear la energía estancada por las tensiones mejorando nuestra salud, proporcionando un bienestar inmediato y ganando en seguridad y autoestima.
Los automasajes faciales te van a ayudar a lograr una imagen más fresca, con el movimiento del masaje se eliminan toxinas.
Con todo ello podemos decir que ganamos en salud, energía, bienestar y que indirectamente nos aumenta la autoestima ya que si nos vemos y sentimos bien, ofreceremos una imagen que servirá como nuestra tarjeta de presentación.
Entre otros beneficios, destacan:
Piel nutrida y resplandeciente, eliminando el aspecto de cansancio. Promueve la regeneración celular.
Rejuvenece el tejido facial, al activar el metabolismo de la piel.
Elimina toxinas. Oxigena y tonifica la musculatura (efecto lifting). Relaja la expresión del rostro, devolviéndole su frescura y evita el endurecimiento de los rasgos.
Aumenta la energía al eliminar los bloqueos energéticos en frente, zona ocular, mandíbula y cuello
En casos de insomnio, ansiedad o dolor de cabeza ocasionados por tensión, los ejercicios producen un efecto de relax.



TABLA DE EJERCICIOS
Te proponemos una tabla de ejercicios faciales para la práctica semanal. Podemos utilizar los ejercicios por la mañana para despertar la musculatura y mejorar el aspecto o por la noche para relajar las tensiones acumuladas durante el dia y mejorar nuestro descanso.
Podemos utilizar los ejercicios por la mañana para despertar la musculatura y mejorar el aspecto o por la noche para relajar las tensiones acumuladas durante el dia y mejorar nuestro descanso.
Si realizamos ejercicios de 2 zonas del rostro diarias en 3 días habremos trabajado todo el rostro. Cada ejercicio lo haremos 8 veces.
PAPADA:
Al imitar la boca de un pez contrayendo y proyectando los labios hacia el frente los músculos del cuello se activan. Para realizar el ejercicio partiremos de la boca abierta como si pronunciáramos una A y el cuello ligeramente levantado y la iremos cerrando progresivamente subiendo el maxilar inferior hasta encontrarse con el labio superior. Una vez la boca está cerrada mantendremos la postura 6 segundos.
Con la cabeza ligeramente levantada (vigila no sobrecargar las cervicales) inhala, saca la lengua e intenta tocarte la nariz. Mantén durante 6 segundos, exhala y relaja.
CUELLO:
Colocamos las dos manos rodeando el cuello y dejando libre la garganta, manteniendo una presión ligera pero firme. Moviliza el cuello hacia delante mientras con las manos realizas una suave presión hacia atrás.
Con el cuello estirado y mirando hacia el cielo da algunos besitos exagerados. (vigila de no bloquear las cervicales)
FRENTE:
Pinzar con los dedos índice y pulgar el arco de la ceja, al tiempo que ejercéis una suave presión ascendente en el parpado superior con el pulgar, nos moveremos desde el inicio hasta la cola de la ceja y contaremos 6 segundos en cada punto.
Posiciona el dedo índice y pulgar en la zona del entrecejo y frunce el entrecejo mientras que empujas suavemente los dedos hacia arriba para conseguir que el musculo trabaje ,se oxigene y relaje la tensión acumulada
OJOS:
Sin estirar sujeta la cola de tus cejas con el dedo índice (empujando levemente hacia arriba) mientras que el dedo pulgar lo apoyaremos en el pómulo (como si lleváramos un antifaz) , cierra los ojos de golpe para hacer fuerza y posiblemente notaras un temblor debido al trabajo muscular, sostén 6 segundos y ábrelos.
Para evitar bolsas y ojeras, Con los ojos abiertos apoya los índices sobre los parpados inferiores sin presionar en exceso, cierra los ojos utilizando únicamente el parpado inferior mientras los dedos índices están colocados encima de él. (como si pusieras cara de malo) . Sube y baja el párpado 8 veces.
POMULOS Y RICTUS:
Marcamos exageradamente “U” “I” “U” “I”, sintiendo con la “U” como si sopláramos y con la “I” como si sonriéramos, notando que se marcan las mejillas y se endurecen.
Cierra los labios y da la sonrisa más forzada que puedas subiendo las comisuras. Manten 6 segundos y repite.
BOCA:
Inhala y coloca las yemas de una mano encima de los labios superiores y sube el labio hacia arriba. Mantén está posición 6 segundos y exhala.
Con las manos en puño dirige los pulgares hacia la boca. Presiona con los labios los dedos (como si dieras un beso) mientras con los pulgares empujas en la dirección contraria para que trabaje el musculo. Mantén 6 seg y repite.
Podemos finalizar con un automasaje relajante de los que hemos aprendido.
Los ejercicios además de en casa, recuerda realizarlos en cualquier momento del día que tengas un rato disponible.
https://www.facebook.com/noeliamelunamadridnorte

3 comentarios:

  1. Me encantaron los ejercicios!! Yo masajeo regularmente la zona de la mandíbula porque tengo bruxismo y me ayuda un montón a relajarla; voy a agregar estos para relajar todo el rostro ;)
    Besos!!

    ResponderEliminar
  2. Me alegra mucho. Mañana hablo más de este tema y algunos detalles más. Gracias y besos

    ResponderEliminar
  3. que buenos ejercicios! yo muevo las comisuras de mis labios con los dedos, es un excelente relajante y te ayuda a mantener ejercitada esa zona.

    ResponderEliminar

¡¡ATENCIÓN!!

¡¡ATENCIÓN!!

Copa MeLuna ecológica